El tiempo en las catedrales

2:42joey+rory – suppertime (live)gaithervevoyoutube – 12 feb 2016

Este artículo contiene posiblemente una investigación original. Por favor, mejóralo verificando las afirmaciones realizadas y añadiendo citas en línea. Las afirmaciones que sólo consisten en una investigación original deben ser eliminadas. (Septiembre de 2019) (Aprende cómo y cuándo eliminar este mensaje de la plantilla)

Este artículo necesita citas adicionales para su verificación. Por favor, ayude a mejorar este artículo añadiendo citas a fuentes fiables. El material sin fuente puede ser cuestionado y eliminado.Buscar fuentes:  «Cathedral Quartet» – noticias – periódicos – libros – erudito – JSTOR (marzo de 2011) (Aprende cómo y cuándo eliminar este mensaje de la plantilla)

El Cathedral Quartet, también conocido como The Cathedrals, fue un cuarteto estadounidense de gospel sureño que actuó desde 1964 hasta diciembre de 1999[3] La formación final del grupo estaba compuesta por Glen Payne (líder), George Younce (bajo), Ernie Haase (tenor), Scott Fowler (barítono y bajo) y Roger Bennett (piano y guitarra rítmica).

The Cathedrals se formó en 1963 como un trío formado por el cantante del California Weatherford Quartet, Glen Payne, el tenor Bobby Clark y el barítono Danny Koker. Al principio, eran un grupo de la casa de Rex Humbard’s Cathedral of Tomorrow, y se llamaban a sí mismos Cathedral Trio[4]. El grupo se convirtió en un cuarteto con la incorporación del cantante del Blue Ridge Quartet, George Younce, en 1964. Decidieron convertirse en un grupo de gira a tiempo completo en 1969, dejando el Cathedral of Tomorrow. Koker y Clark dejaron el grupo para dedicarse a otros intereses, y fueron sustituidos por el tenor Mack Taunton y el barítono-pianista George Amon Webster. El grupo firmó con Canaan Records; el productor de Canaan, Marvin Norcross, trabajó con ellos y con el vocalista de los Florida Boys, Les Beasley, para ayudar al grupo a darse a conocer. Norcross les dio tiempo para actuar en el programa de televisión Gospel Singing Jubilee, de difusión nacional. Con Canaan, el grupo experimentó con diferentes estilos de vestimenta y actuación para encontrar su identidad[5].

5:05come home it’s suppertime cantada por ricky van sheltonmrtibbs6912youtube – 9 oct 2007

La historia de Gran Bretaña y las aspiraciones de sus comunidades cristianas pueden rastrearse en los gloriosos excesos de las catedrales. Desde la grandeza normanda hasta las interpretaciones modernas que se encuentran en Liverpool y Coventry, explore los estilos cambiantes de las catedrales de nuestro entorno.

Las catedrales de Gran Bretaña abarcan todo el milenio: desde las catedrales que datan del año 1100 hasta las catedrales modernas que se encuentran en Liverpool y Coventry. Presentan una amplia gama de estilos arquitectónicos, desde el gótico temprano inglés hasta la majestuosidad del Renacimiento en San Pablo y el modernismo de los años sesenta en la catedral católica de Liverpool. En la Edad Media y hasta la Reforma en el siglo XVI, la Iglesia gozaba de un enorme poder y riqueza, y las catedrales son símbolos elocuentes de su posición dominante en la sociedad británica.

Las catedrales de la Edad Media no eran los tranquilos y reverenciales lugares de culto que conocemos hoy. En Lincoln, por ejemplo, la nave central era el lugar donde los peregrinos charlaban y compartían noticias; debía haber una pantalla de piedra elaboradamente tallada para separar a la gente común en la nave de los sacerdotes y monjes que rendían culto y cantaban en el coro.

La hora de la cena en el cielo

Con la construcción de la fachada oeste, la catedral obtuvo su primera muestra conocida del tiempo astronómico -una que la catedral comparte con muchas otras grandes iglesias-: los relieves tallados que representan los signos del zodiaco y los trabajos de los meses en las bases de las estatuas que flanquean el portal derecho (Fig. 1). Fig. 1: Oficios de los meses y signos del zodiaco, fachada oeste, portal derecho: mayo, Géminis; junio, Cáncer; julio, Leo; agosto, Virgo.

La más conocida de estas muestras astronómicas son los elaborados relojes astronómicos de la catedral. El reloj del siglo XIV incluía un calendario, una proyección estereográfica accionada mecánicamente que mostraba el movimiento de las estrellas y punteros que indicaban las posiciones del Sol y la Luna. Encima del reloj había un autómata de un gallo que cantaba al mediodía batiendo las alas.

El reloj del siglo XVI añadía a estos elementos una esfera celeste giratoria en la que se representaban las 1.020 estrellas del catálogo estelar de Ptolomeo junto con las figuras de 48 constelaciones, un disco que mostraba el calendario eclesiástico para 100 años y representaciones de todos los eclipses en un intervalo de 32 años. Una proyección estereográfica de las estrellas, del Sol y de la Luna, como la del reloj original, fue mejorada con punteros adicionales que mostraban las posiciones de todos los planetas visibles y del Dragón, o nodo lunar, que servía para explicar los eclipses (Fig. 2). Los elementos de la caja y la pantalla se incorporaron al reloj actual. Aunque el reloj reflejaba el modelo geocéntrico de la astronomía, su decoración incluía un retrato de Nicolás Copérnico. Fig. 2: Esfera planetaria del astrolabio del segundo reloj astronómico. Detalle de la xilografía de Tobias Stimmer (1574)

Canción de la hora de la cena

«El sábado es al tiempo lo que el tabernáculo y el templo son al espacio: una catedral en el tiempo. En el séptimo día, experimentamos en el tiempo lo que el templo y el tabernáculo representaban en el espacio, que es la vida eterna con Dios en una creación completa».

Entonces el Señor dijo a Moisés: «He aquí que voy a hacer llover pan del cielo para vosotros, y el pueblo saldrá a recoger la porción de un día cada día, para que yo les pruebe si andan o no en mi ley. Al sexto día, cuando preparen lo que traigan, será el doble de lo que recojan diariamente». Entonces Moisés y Aarón dijeron a todo el pueblo de Israel: «Al atardecer sabréis que fue el Señor quien os sacó de la tierra de Egipto, y por la mañana veréis la gloria del Señor, porque él ha oído vuestras quejas contra el Señor. Porque, ¿qué somos nosotros, para que tú te quejes contra nosotros?». Y Moisés dijo: «Cuando el Señor os dé por la tarde carne para comer y por la mañana pan para saciaros, porque el Señor ha oído vuestras murmuraciones de que os quejáis contra él, ¿qué somos nosotros? Vuestra queja no es contra nosotros, sino contra el Señor».