Caso lorenzo gonzalez cacho

Ana cacho massachusetts

El martes, un tribunal de apelaciones de Bayamón (ciudad del oeste, cerca de San Juan), Puerto Rico, dijo que el caso del Gobierno contra un indigente, acusado del asesinato de Lorenzo González-Cacho, no tenía suficiente causa para soportar un proceso de juicio, poniendo fin a los esfuerzos del Gobierno para hacer justicia a la familia del niño de ocho años que fue asesinado dentro de su propia casa hace seis años.

Según los fiscales, las pruebas contra el sospechoso Luis G. Rivera-Seijo, más conocido por el apodo de «El Manco» en referencia a ser una persona sin brazos, se consideraron poco concluyentes y, en la mayoría de los casos, no situaban a Rivera-Seijo dentro de la residencia del niño en la cercana localidad turística de Dorado.

Aun así, Rivera-Seijo proporcionó una confesión a los agentes del FBI, que investigaban el caso, que también señalaba como sospechoso a un agente del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE), junto con la madre del niño, un pariente y un antiguo novio de ella (cuatro de ellos fueron considerados sospechosos, pero el Gobierno desestimó las acusaciones, cuando detuvo a Rivera-Seijo y lo acusó del presunto asesinato).

Nombre de la hija mayor de ana cacho

Lorenzo Ahmed González Cacho[4] (29 de noviembre de 2001 – 9 de marzo de 2010) era un niño puertorriqueño de ocho años que fue asesinado en su casa de Dorado, Puerto Rico, el 9 de marzo de 2010. En el momento de su muerte, su madre, Ana Cacho, y dos hermanas estaban en la casa[5].

El caso ha cobrado notoriedad en la isla por las discrepancias e irregularidades en torno a las pruebas y testimonios sobre el mismo, lo que inicialmente llevó a la madre del niño junto a tres varones a ser catalogados como potenciales sospechosos por el entonces Secretario de Justicia de la isla Guillermo Somoza.[6] Sin embargo, el 9 de marzo de 2015, en el quinto aniversario del asesinato, el Departamento de Justicia de Puerto Rico anunció que la madre junto a los tres varones, ya no eran sospechosos.[7]

El Departamento de Justicia confirmó el 7 de marzo de 2016 que se presentaran cargos por el delito de asesinato en primer grado contra Luis Gustavo Rivera Seijo, más conocido como «El Manco», por la muerte del niño.[8] El 28 de abril de 2016 se retiraron los cargos contra Rivera Seijo debido a la falta total de pruebas (ADN, huellas dactilares, etc. ) que pudieran probar la presencia de Rivera Seijo en la residencia de Cacho.[9] El 7 de junio de 2016, en un juicio en apelación, los cargos contra Rivera Seijo fueron retirados de nuevo por falta total de pruebas (ADN, huellas dactilares, etc.) que pudieran probar la presencia de Rivera Seijo en la residencia de Cacho.

Hermanas de lorenzo gonzález cacho

Lorenzo Ahmed González Cacho[4] (29 de noviembre de 2001 – 9 de marzo de 2010) fue un niño puertorriqueño de ocho años que fue asesinado en su casa de Dorado, Puerto Rico, el 9 de marzo de 2010. En el momento de su muerte, su madre, Ana Cacho, y dos hermanas estaban en la casa[5].

El caso ha cobrado notoriedad en la isla por las discrepancias e irregularidades en torno a las pruebas y testimonios sobre el mismo, lo que inicialmente llevó a la madre del niño junto a tres varones a ser catalogados como potenciales sospechosos por el entonces Secretario de Justicia de la isla Guillermo Somoza.[6] Sin embargo, el 9 de marzo de 2015, en el quinto aniversario del asesinato, el Departamento de Justicia de Puerto Rico anunció que la madre junto a los tres varones, ya no eran sospechosos.[7]

El Departamento de Justicia confirmó el 7 de marzo de 2016 que se presentaran cargos por el delito de asesinato en primer grado contra Luis Gustavo Rivera Seijo, más conocido como «El Manco», por la muerte del niño.[8] El 28 de abril de 2016 se retiraron los cargos contra Rivera Seijo debido a la falta total de pruebas (ADN, huellas dactilares, etc. ) que pudieran probar la presencia de Rivera Seijo en la residencia de Cacho.[9] El 7 de junio de 2016, en un juicio en apelación, los cargos contra Rivera Seijo fueron retirados de nuevo por falta total de pruebas (ADN, huellas dactilares, etc.) que pudieran probar la presencia de Rivera Seijo en la residencia de Cacho.

Ana cacho hijas

Lorenzo Ahmed González Cacho[4] (29 de noviembre de 2001 – 9 de marzo de 2010) fue un niño puertorriqueño de ocho años que fue asesinado en su casa de Dorado, Puerto Rico, el 9 de marzo de 2010. En el momento de su muerte, su madre, Ana Cacho, y dos hermanas estaban en la casa[5].

El caso ha cobrado notoriedad en la isla por las discrepancias e irregularidades en torno a las pruebas y testimonios sobre el mismo, lo que inicialmente llevó a la madre del niño junto a tres varones a ser catalogados como potenciales sospechosos por el entonces Secretario de Justicia de la isla Guillermo Somoza.[6] Sin embargo, el 9 de marzo de 2015, en el quinto aniversario del asesinato, el Departamento de Justicia de Puerto Rico anunció que la madre junto a los tres varones, ya no eran sospechosos.[7]

El Departamento de Justicia confirmó el 7 de marzo de 2016 que se presentaran cargos por el delito de asesinato en primer grado contra Luis Gustavo Rivera Seijo, más conocido como «El Manco», por la muerte del niño.[8] El 28 de abril de 2016 se retiraron los cargos contra Rivera Seijo debido a la falta total de pruebas (ADN, huellas dactilares, etc. ) que pudieran probar la presencia de Rivera Seijo en la residencia de Cacho.[9] El 7 de junio de 2016, en un juicio en apelación, los cargos contra Rivera Seijo fueron retirados de nuevo por falta total de pruebas (ADN, huellas dactilares, etc.) que pudieran probar la presencia de Rivera Seijo en la residencia de Cacho.